Respaldo al Gobierno para poner orden en Cajamarca

0
139

Las bancadas parlamentarias emitieron un pronunciamiento multipartidario a través del cual llaman a la población de Cajamarca a mantener la calma y retomar el diálogo a fin de evitar más violencia, y expresan su respaldo a las medidas adoptadas por el Gobierno.

“(…) Las diferentes bancadas hacemos un llamado a la población de Cajamarca a mantener la calma y retomar el diálogo”, señala el pronunciamiento suscrito por los voceros de Gana Perú, Alianza por el Gran Cambio, Solidaridad Nacional y Alianza Parlamentaria.
Asimismo, manifiestan su disposición a poner “todos sus esfuerzos” para contribuir al cese de la violencia en Cajamarca y restablecer el diálogo, tomando en cuenta el compromiso del Gobierno para instaurar una nueva relación con la minería, con equilibrio y respeto al medioambiente.
“Estamos dispuestos a poner todo nuestro esfuerzo para que esta situación de violencia cese y se restablezca el diálogo debido a que existe el compromiso para instaurar una nueva relación con la minería, con equilibrio y respeto al medioambiente”, indica.
De igual modo, las bancadas respaldaron la decisión del Gobierno de decretar el estado de emergencia en tres provincias de la región e invocaron al Ministerio Público y al Poder Judicial cumplir con sus funciones dentro del respeto de las libertades y los derechos ciudadanos.
 
Propone a religioso
La Defensoría del Pueblo, por medio de un pronunciamiento, pidió con firmeza que la violencia en el conflicto social de Cajamarca cese de inmediato.
Solicitó asimismo que tanto las autoridades del gobierno regional, los dirigentes sociales como el Gobierno Central propicien condiciones para el diálogo y así poner en marcha una ronda de conversaciones constructiva y de buena fe.
Este diálogo, agregó, debe comprender la complejidad del problema, sopesar con responsabilidad los valores en juego y buscar puntos de coincidencia que permitan arribar a la adopción de acuerdos.
Para cumplir este objetivo, que debe unir a todos los peruanos, la Defensoría consideró que es necesario contar con mediadores calificados, como el padre Gastón Garatea, para que puedan facilitar el diálogo en Cajamarca.
Mencionó que, desde el martes, un equipo de comisionados, dirigido por Agustín Moreno, jefe de la Oficina Defensorial de Cajamarca, se encuentra en Celendín desplegando acciones para contribuir a evitar que continúen los actos de violencia.
 
CEP hace llamado a autoridades
El presidente de la Conferencia Episcopal Peruana (CEP), Salvador Piñeiro, pidió a las autoridades políticas y dirigentes de Cajamarca reiniciar el diálogo con el Gobierno Nacional en el «más breve plazo» y dejar de lado la violencia, por no ser un medio para alcanzar el desarrollo.
En un comunicado, dijo que la CEP hace una nueva exhortación a todos los actores del conflicto para dejar los discursos que incitan a la violencia y reflexionar juntos sobre las soluciones concertadas.
Y de esta manera, manifestó, desistir de la violencia como forma de lograr los objetivos de una comunidad o de un pueblo.
«Los obispos de Perú –añadió el comunicado– acompañamos el dolor de las familias que sufren por la pérdida de sus seres queridos y rezamos por ellos.»
«Exhortamos al pueblo de Celendín y a las comunidades de Cajamarca a la serenidad y demandamos que cese este enfrentamiento entre compatriotas», prosiguió.
«Del mismo modo, invocamos tanto a las autoridades políticas como a las comunidades de Cajamarca reiniciar en el más breve plazo el canal del diálogo, que debe ser utilizado como la única vía para resolver racional y pacíficamente los conflictos», señaló el documento.
Monseñor Salvador Piñeiro lamentó que nuevamente el desenlace de un conflicto deje la pérdida irreparable de tres vidas en la provincia de Celendín, en Cajamarca.
Demanda investigar
El expresidente del Tribunal Constitucional (TC) Víctor García Toma pidió  a la Contraloría agilizar las investigaciones sobre las denuncias de presunto uso de recursos públicos por parte del gobierno regional de Cajamarca en la realización de protestas en ese departamento. Señaló, además, que el Ministerio Público debe estar alerta y adoptar las acciones pertinentes para prevenir el delito ante las amenazas del presidente de esa región, Gregorio Santos, de impedir la construcción de reservorios de agua para el proyecto Conga.
«Lo primero es acelerar el trabajo que le corresponde a la Contraloría en lo que se refiere a la fiscalización de los fondos públicos, porque todo hace presumir que las protestas en Cajamarca están siendo financiadas con las arcas del gobierno regional», declaró a la agencia Andina.
Subrayó que esta institución tiene la responsabilidad de esclarecer estos hechos, que permitirá a las autoridades del Ministerio Público y del Poder Judicial actuar y aplicar las sanciones respectivas.