Razones equivocadas para emprender

0
394

Crear una empresa exige disposición para trabajar sin parar, conocimiento técnico y de mercado, además de una capacidad colosal para asumir riesgos y aguantar la taquicardia de un negocio propio

Por ello,  vale la pena que si usted es de los que desea iniciar un emprendimiento se tome un tiempo para reflexionar sobre las razones por las cuales quiere emprender. Aquí una lista de razones equivocadas para iniciar un negocio:

1. Cansado de trabajar mucho y estar estresado todo el tiempo.

2. Es un pasatiempo que quiero transformar en negocio. La mayor parte de los pasatiempos consumen dinero, en vez de generarlo.

3.No consigo un empleo donde encajar.

4. Mifamilia siempre tuvo negocios, por lo tanto lo llevo en el ADN. Hay teorías que dicen que los buenos emprendedores nacen con características específicas, que los convierten en más propensos a vencer en los negocios. Sin embargo no hay pruebas fehacientes de que esas características específicas se pasen de padres a hijos. Si su pasión no está en los negocios, no intente asumir la empresa de la familia.

5. Heredé un dinero y comenzar un negocio puede ser una buena inversión.

6. Tengo tiempo libre y necesito dinero extra.

7. Odio tener jefe y ser empleado. No comience un negocio para subir su autoestima y tener más poder. Quien abre un negocio se gana nuevos jefes: clientes, proveedores, deudores, inversionistas, socios. Lidiar con ellos puede ser más complicado que hacerlo con el antiguo jefe.

8. Todos mis amigos tienen buenos negocios y aparentemente les está yendo bien. Las apariencias engañan. Hasta los amigos más sinceros, pueden omitir u olvidar detalles de todo el sacrifico o sufrimiento que padecieron para construir lo que tienen. A veces es peor: se esconden cosas para no decir que el negocio ha sido un total fracaso y que no les está yendo tan bien como aparentan.

9. Quiero ser rico, por eso voy a iniciar un negocio. Ser empresario no garantiza que nos vamos a hacer ricos.

10. Quiero contribuir a la sociedad creando una empresa innovadora. Es una actitud loable, sin embargo no es suficiente pensar así para construir una empresa de éxito. Si cambiar el mundo es su principal aspiración y ganar dinero es una pequeña preocupación, hágalo sin necesidad de tener una empresa o negocio, con todos los problemas y responsabilidades que eso acarrea y que pueden desviarle de su objetivo.