Pilar Mazzeti: No he actuado de forma ilegal o dolosa, soy consciente del error político que cometí

0
61

La exministra Pilar Mazzetti manifestó ante la Subcomisión de Acusaciones Constitucionales que ninguna empresa o funcionario influyó en su decisión de vacunarse. 

La exministra de Salud Pilar Mazzetti indicó ante la Subcomisión de Acusaciones Constitucionales que ninguna empresa o funcionario influyó en su decisión de vacunarse con las dosis de Sinopharm. Reconoció que, si bien es consciente del “error político” que cometió, niega que esto constituya un acto doloso e ilegal.

“En primer lugar, la decisión de vacunarme fue únicamente mi decisión. Ningún funcionario de los que trabajaban en el Ministerio de Salud ha influido en mi decisión, ninguna empresa ha influido en mi decisión. Fue una decisión propia motivada por la situación tan compleja que estamos viendo, con una cantidad importante de funcionarios que estaban enfermando, donde solo quedábamos unos cuantos de pie en el despacho”, dijo.

La exministra dijo que cada ensayo clínico de la vacuna tiene su protocolo y el de Sinopharm-Universidad Cayetano Heredia fue aprobado el 18 de agosto del 2020 y modificado posteriormente el 24 de agosto. En dicha modificación, se determina el envío de un lote adicional de vacunas para ser administrado voluntariamente al quipo de investigación y “personal relacionado”, detalló Pilar Mazzetti.

Comentó que en las nueve inspecciones que se realizaron al ensayo clínico antes de que estallara el escándalo del Vacunagate, “en ninguna inspección se objetó, se vio algún inconveniente, o se ha cuestionado la definición del personal relacionado”. “El quid del asunto es quién es personal relacionado”, añadió.

Durante su exposición, Pilar Mazzetti enumeró las fechas claves de las negociaciones con los diversos laboratorios para la firma de acuerdos y dijo que en todos los casos “el nivel de exigencia ha sido muy alto”. Comparó que si bien en el caso de Pfizer, este tiene ya un registro condicional, en cambio con Sinopharm solo se cuenta con una autorización excepcional que permitió el ingreso del millón de dosis el pasado febrero.

“El registro sanitario implica que tiene que tener una serie de documentos tremendamente formales. La forma de trabajo en China es diferente y sus documentos tienes mucha complejidad, vienen en chino hay que hacer la traducción. A pesar que el mismo 21 de enero, habiéndome ya acunado, personalmente dirigí carta para que por favor regularizaran toda la documentación correspondiente y que, si no lo hacían, no iban a tener registro, sino autorización excepcional que implica tener documentos mínimos para el ingreso de emergencia. Se les ha tratado con la misma dureza, protegiendo los intereses del país”, dijo.

Vacunagate

Pilar Mazzetti contó que tomó su decisión luego de conocer el caso del médico Ciro Maguiña, quien enfermó con Covid-19 y que “a pesar de que tenía todo en contra” superó la infección y fue dado de alto. Maguiña declaró a los medios que había recibido la vacuna por medio del ensayo clínico. Ante ello, cuenta Mazzetti, pidió información y conoció que había vacuna para “personal relacionado”.

“Pregunté a los dos viceministros, lo pregunté en enero, antes de vacunarme. Esa conversación no surgió en ningún momento previo”, detalló.

“Me parece a mí que no he actuado de forma impropia, mucho menos de forma ilegal, y muchos menos de forma dolosa. Soy consciente del error político”, finalizó.