Actualidad

Adolescente habla tras escándalo de agresión en fiesta de Carlos Zambrano: “Me dio uno que otro beso”

Carlos Zambrano está en el ojo de la tormenta. Una denuncia de agresión se registró tras una fiesta que involucra al seleccionado nacional. Una joven de 27 años y su prima menor de 16 años acusan al defensa y sus amigos de haberlas sacado de un karaoke en MonterricoSurco, y ser atacadas por una mujer de su círculo en la vía pública.

Las imágenes de lo ocurrido fueron compartidas por ‘Magaly TV La Firme’. Las agraviadas señalan que inicialmente fueron invitadas a una fiesta de “despedida” de Zambrano, quien pronto debía volver a Suiza.

Rebeca, la mayor de las denunciantes, señala que ambas fueron invitadas por un amigo del jugador.

¿DROGA EN LA FIESTA?

De acuerdo al testimonio que brindaron a las autoridades, las dos fueron retiradas del local tras haber increpado a Zambrano y sus amigos porque, según ellas, colocaron droga en la bebida de la adolescente.

Posteriormente, una mujer, identificada como Phara, amiga del futbolista, golpeó salvajemente a las jóvenes en la calle.

“Vino un amigo de Carlos (Zambrano) a ofrecerme ‘M’ (droga sintética). Sacó la bolsa con las pastillas blancas. Yo le dije ‘no, gracias y que no necesitaba eso’. Se me acerca el mismo tipo con Carlos (Zambrano) y me da un vaso de whisky. A los diez minutos comienzo sentirme muy mal. Me sentía mareada. Tuve que ir al baño. Estaba segura que algo me habían puesto. Devolví el trago y no recuerdo más”, dijo la menor.

“Con Carlos (Zambrano) estábamos en coqueteos y toqueteos. Un beso por aquí y un beso por allá. Me había dicho para ir a otro lugar. Me dio uno que otro beso. Es un chico guapo. Me pareció muy buena gente al principio. Tengo 16 años. Sí (Carlos sabía su edad). Tomé tequila, tomé vodka, tomé whisky, tomé ron. Es extraño. Yo me conozco. Yo sé cómo soy cuando bebo”, agregó.

Asimismo, Rebeca advirtió a Carlos Zambrano del estado de su prima y este le habría confirmado el uso de estupefacientes en la fiesta.

“Entré y estaba tirada en el piso. La di cachetadas para que reaccione. La dejé sentada en un mueble, pero no reaccionaba. Me acerco a Carlos (Zambrano) y le digo que a mi prima le han hecho algo. Le dije que la mirara como estaba. Me dijo: ‘Mira yo tengo una bolsa de ‘m’, pero es para mis amigos’”, indicó.

NO QUISIERON TOMAR LA DENUNCIA

La joven y su prima se acercaron a la comisaría de Monterrico, donde inicialmente se habrían negado a tomar la denuncia porque la menor de edad no estaba con sus padres.

Magaly Medina señaló que la denuncia fue finalmente aceptada luego de que su producción y la abogada Rosario Sasieta se quejaron con la PNP por la actitud de los efectivos del precinto.

En el parte policial, las agraviadas señalan que los amigos de Carlos Zambrano les advirtieron que no vayan con la Policía porque “iban a perder”.

Además, las chicas señalaron que Yordy Reyna también habría participado de la fiesta.

LA RESPUESTA DE ZAMBRANO

En conversación con la producción del programa en mención, el futbolista se defendió y dio su descargo.

“Bueno, en realidad, es su versión. Yo me quito 30 segundos antes. Mi auto sale y yo de la esquina volteo y veo que hay problema. Hay una pelea, yo estaba yéndome. Ya cuando veo el problema, yo estaba con mi carro avanzando. Después de ese problema, se paró ahí y después siguió otro problema. Supuestamente viene el problema de la chica Phara. Eso ya no lo pude ver, pero sí me contaron lo que estaba pasando. Todo el mundo me conoce en Lima, no soy de faltar el respeto. Soy tremendo caballero con todos”, dijo Zambrano.

Además, el defensa nacional aseguró que todo el escándalo es porque la adolescente quiere hacerse “conocida”.

“Eso no sabía (que era menor edad). Solo sabía que eran dos. ¡Ay, Diosito! ¡Increíble! Como si yo le hubiese preguntado su edad. Yo no le voy a decir quédate tú, tal vez es un error de la seguridad de adentro. No, cómo va ser mía (la fiesta), si somos un grupo grande. Eramos varios compañeros y jugadores que siempre nos reunimos. No había nada del otro mundo. Tampoco soy organizador de fiestas. Lo quieren hacer así para que sea más fuerte el tema. Mi esposa está allá. Ella sabe. No tiene ningún problema. Tenemos muchos amigos en común. Ella sabe todo, no tengo nada que ocultar. Lo que me incomoda es que la chica ya sé a que va: quiere ser conocida. Ya me habían dicho que era problemática. Por problemática, se va a ganar más problemas», concluyó.

Share:

1 comment

Leave a reply