¿Cómo elegir un buen colchón para personas con dolores lumbares?

0
69
Cursos, Masters y Expertos Universitarios para Enfermería

El descanso es indispensable para la salud y dormir es uno de los momentos más gratificantes del día, en medio de una vida llena de estrés, asuntos pendientes, reuniones de negocios y mucho tiempo en atascos por el tráfico citadino. Y es que nuestro cuerpo logra diferentes cosas durante el sueño, las cuales favorecen su recuperación y funcionalidad durante el día, pues reponemos energías. 

Mientras dormimos nuestro cuerpo está segregando químicos que ayudan a regular el estado de ánimo para estar de buen humor y listos para alcanzar la cima en cualquier actividad que emprendamos. Igualmente, nuestra piel se regenera, se optimiza el funcionamiento de la memoria y se logra una mejor función neuronal.  Pero, para conseguir un buen descanso es necesario tener un buen  colchón, que alivie los puntos de presión y permita una buena postura corporal. En este artículo te contaremos por cuál tipo de colchón optar si sufres de dolores de espalda. 

¿Qué es un dolor lumbar?

Probablemente, este terrible malestar no te resulte ajeno. Si tienes más de 25 años o eres activo en el mercado laboral, es posible que ya te hayas topado con las consecuencias de una vida marcada por el estrés. No importa cuánto te digan que, si amas lo que haces, no trabajarás un solo día de tu vida. La realidad es que tener responsabilidades de adulto entraña una buena dosis de presión y no todos nos adaptamos a ello ni sabemos cómo manejar las rutinas emocionalmente agotadoras. 

En cualquier caso, el hecho es que uno de los problemas derivados de la rutina es el dolor de espalda, que tiende a pasar de agudo a crónico. Puede convertirse en un problema serio y a largo plazo si no tomas las medidas adecuadas en otros ámbitos de tu vida, como el uso de un buen colchón durante tus períodos de descanso. De hecho, los especialistas afirman que el dolor lumbar es el mayor responsable del absentismo laboral, con un gran coste económico para las empresas y para los mismos empleados que ven reflejado esto en gastos de salud. 

Un estudio epidemiológico arrojó que alrededor del 80% de la población sufrirá dolor lumbar en algún momento de su vida y, del total de pacientes que asisten a consulta por dolor de espalda, el 3% resulta en diagnósticos oncológicos, el 69% viene motivado por molestias osteomusculares resultantes de malas posturas o tensión acumulada, 14% es por dolor neuropático puro y el 14% restante es de naturaleza crónica. 

En concreto, se habla de dolor lumbar cuando la persona sufre de una molestia en la parte baja de la espalda, de ahí la importancia de disfrutar del descanso en un colchón que alivia los puntos de presión. Este tipo de incomodidades osteomusculares son causadas por movimientos repetitivos o prolongados, mala postura u otros factores musculares y biológicos que se deben estudiar de la mano de un especialista. Las estadísticas señalan que estas dolencias se suelen presentar en la mayoría de los casos en personas entre los 35 y 55 años de edad. 

Sin embargo, no es excluyente a otras edades, porque influye el hecho de tener una buena postura corporal, las rutinas, el estilo de vida y la alimentación. Una de las causas más comunes de padecer de dolores lumbares es tener un mal colchón. 

¿Por qué es importante invertir en un buen colchón?

No contar con un colchón apropiado, que se adapte a nuestras necesidades en forma y grosor, es uno de los principales factores de dolores de espalda, tensiones musculares y un mal descanso. Un estudio del Dr. Kovacs, junto con el Instituto avanzado de Columna, colaborando dentro del Grupo de Estudio Spanish Back Pain Research Network, destaca la importancia del colchón sobre el dolor lumbar, concluyendo que una mala elecciòn en un conchòn puede desencadenar patologías. 

Aunado a ello, se recomienda que los colchones sean cambiados cada siete a diez años como máximo. Esto debido a que, con los años, van acumulando ácaros, que de manera colateral nos producen enfermedades como bronquitis, rinitis, dermatitis, conjuntivitis y otras dolencias respiratorias. 

¿Cómo elegir el colchón ideal?

Para escoger el colchón ideal primero debes responder estas preguntas, que establecen tus necesidades y que determinarán tu tipo de compra:

  1. ¿Cuál es el tamaño de tu cama o base?
  2. ¿Sufres de problemas de espalda, lumbares o de cervical?
  3. ¿Duermes solo o en pareja?
  4. ¿Cuál es tu peso?
  5. ¿Te sueles mover mucho a la hora de dormir?

Resueltas estas preguntas, ten en cuenta lo siguiente:

  • Si duermes en pareja, opta por camas y colchones amplios, de esta manera hay menos probabilidades de molestar  con el movimiento. Elige un colchón con material viscoelástico, pues logra aislar mejor el movimiento y no tiene ese efecto rebote. 
  • Los usuarios que sufren de problemas de espalda deben probar con colchones que tengan un perfecto equilibrio entre suavidad y firmeza. El colchón ideal debe respetar la curvatura natural de tu columna. Los materiales más recomendados son el látex y los viscoelásticos. 
  • El peso es un factor importante al escoger el colchón adecuado. Si eres una persona de contextura gruesa, necesitarás un colchón que proporcione mayor firmeza, al contrario de una persona delgada. Adicionalmente, un factor a tener en cuenta es la temperatura corporal. Las personas muy delgadas suelen sufrir de frío, por lo que se recomienda colchones en espuma y viscoelásticos. Si transpiras mucho al dormir, te aconsejamos que el material elegido sea el látex. 
  • Para las personas que padecen problemas respiratorios o afecciones en la piel, es recomendable optar por colchones en látex que son hipoalergénicos. Adicionalmente, ten en cuenta todas las recomendaciones para el cuidado de tu colchón. De esta manera evitarás la acumulación de ácaros y suciedad.

Encuentra los mejores colchones para aliviar tu dolor de espalda visitando el sitio web de Sleeps, especialistas en descanso.

Tu Formación certificada al mejor precio!!