fbpx




1
223

“Parte de mi alma quedó en el accidente”, un año después del accidente en Pasamayo

El pasado 2 de enero se cumplió un año del accidente en Pasamayo , cuando un bus que llegaba desde Huacho hacia Lima cayó a un abismo tras ser impactado por un tráiler. El saldo fue de 52 muertos y 6 heridos, uno de los cuales es un fisicoculturista que actualmente hace todo lo posible para salir adelante.

Se trata de Carlos Ramos, quien pese a tener clavos en su pierna izquierda hace todo lo posible para luchar contra la adversidad. Logró derrotar a la depresión, pero aún siente dolor.

“Sentí (luego del accidente) que ya no tenía por qué existir, porque mi mundo, que es el fisicoculturismo y enseñar a personas, ya no lo iba a poder hacer, pedí morir en ese momento”, dijo Ramos, desde Huacho, al programa Domingo al Día.

Ramos fue entrenador personal de personalidades conocidas, como Karina Calmet, Joselito Carrera, Lucecita, Natalia Málaga, July Pinedo, entre otros. El accidente le dejó la tibia y el peroné rotos, con clavos en la pierna izquierda, pero pese a ello sigue adelante.

VOLVIÓ A NACER

“He vuelto a nacer, física y emocionalmente. (…) Aunque me golpeó y es como si un pitbull me mordiera y me deshiciera los huesos”, contó el fisicoculturista, quien continúa yendo al gimnasio.

“No puedo cargar demasiado peso por el límite que tengo con la pierna. Me dedico a hacer cortos circuitos”, agregó.

Aseguró que ya no volverá a hablar para otros medios de comunicación y agradeció a toda la gente que le brindó su apoyo.

“Ya no hablaré más por salud mental, pero sí siento que este año no lo he podido sobrellevar. Parte de mi alma, mi cuerpo y mi ser se quedaron en ese accidente. Gracias al apoyo que he tenido de mi familia y de gente que no he conocido acá en Huacho. Me ayudaron mucho en salir adelante”, puntualizó.

Show Comments

No Responses Yet

Leave a Reply